¿El liderazgo y los instintos gerenciales son algo natural para los estadounidenses en comparación con los ciudadanos de cualquier otro país?

No. Estos rasgos son una combinación de características de personalidad y condicionamiento cultural.

Los estadounidenses se apoyan en una sólida historia y tradición que alienta las iniciativas individuales y la gestión corporativa. Estos rasgos provienen de diferentes orígenes, pero están arraigados, disertados y están incrustados en la cultura estadounidense.

Esto capacita a las personas con la personalidad adecuada para avanzar, liderar, gestionar e innovar.

Estos rasgos están lejos de ser únicos. Existen habilidades directivas comparativas en cualquier economía avanzada como Japón, el Reino Unido, Francia y Alemania. En la última década, los gerentes chinos corrieron círculos alrededor de la mayoría de las empresas estadounidenses.

En cuanto al liderazgo, no debes confundir la habilidad política con el populismo. Los líderes políticos estadounidenses están sintonizados con el sistema político único que evolucionó allí, y su estilo no es único ni demasiado impresionante en comparación con los líderes de todo el mundo. Simplemente dé un paso atrás y mire a los últimos 3 presidentes: se ven más como facciones o partidos que como líderes nacionales.

Hay excepcionalismo en los Estados Unidos en mi opinión. Pero es el producto de la ubicación, las circunstancias históricas y la suerte, y sería un error suponer que todos los estadounidenses lo heredan o lo poseen. Algunos lo hacen, la mayoría no.